Consejos

Mantenimiento de Stuco Veneciano

El estuco es una técnica de revestimiento que comenzó en Venecia, Italia, a comienzos del siglo XV. Esta técnica consiste en una pasta de grano fino que está compuesta por cal apagada, mármol pulverizado, yeso y pigmentos naturales.

El estuco es una técnica de revestimiento que comenzó en Venecia, Italia, a comienzos del siglo XV. Esta técnica consiste en una pasta de grano fino que está compuesta por cal apagada, mármol pulverizado, yeso y pigmentos naturales.
Para mantener una pared con estuco en óptimas condiciones, es importante que hagas un mantenimiento cada dos años. Para limpiar el estuco debes seguir estos pasos:

  1. Limpia y desengrasa la pared con un jabón neutro y agua caliente.
  2. Deja secar la pared.
  3. Aplica la cera específica con una gasa
  4. Da una capa fina de manera uniforme.
  5. Pule la superficie en movimientos circulares con un guante de lana, así conseguirás un efecto brillo, además de proteger el estuco y conseguir que sea más lavable.

El estuco veneciano, además de ser muy práctico, ya que es muy lavable, se adapta muy bien a diferentes estilos de decoración. Por su alto brillo se puede decorar espacios poco iluminados. También se aconseja su aplicación en paredes, columnas, chimeneas o en zonas que queramos destacar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *